Gremios1

Mayores certezas jurídicas que permitan proyectar inversiones futuras y una normativa clara como marco referencial para la puesta en marcha de nuevas iniciativas son las demandas que los gremios de la Región del Biobío entregaron al gobierno regional, como camino para dinamizar la economía de la zona.

La solicitud, formulada a las autoridades encabezadas por el intendente Jorge Ulloa, por la Cámara Chilena de la Construcción, ASIPES, Socabío y la Cámara de la Producción y del Comercio Biobío durante el seminario “Región del Biobío: ¿Capital Económica de Chile?”, permitió a los presidentes de estas asociaciones plantear la necesidad que cada uno de los sectores productivos tiene en materia de expectativas y proyecciones de crecimiento.

“El desafío de ser la capital económica del país es alcanzable en la medida que exista un trabajo conjunto. Como empresarios recogemos esa propuesta, pero necesitamos también de la gestión que el Ejecutivo y nuestros parlamentarios puedan hacer para que las incertezas y plazos de aprobación de proyectos sean más ágiles, que no significa que carezcan del rigor y resguardo medioambiental y social”, argumentó el presidente de la CPC Biobío, Ricardo Gouët.

Por su parte, Macarena Cepeda, presidenta de ASIPES, recalcó que desde su gremio buscan que “las autoridades regionales se involucren con fuerza y hagan suyas las demandas de este sector económico”, pues los impactos que tendrán en la región los proyectos legislativos y regulatorios son altos.

SINERGIAS

Para Felipe Schlack, presidente de la CChC Concepción, que sea necesario hablar de certezas jurídicas no es un buen escenario porque están en juego la posibilidad de desarrollar las obras y la reputación de las empresas; sin embargo, es también una oportunidad que abre espacios para generar líneas de trabajo conjunto y la región realmente crezca.

Mirada complementaria a la del presidente de Socabío, José Miguel Stegmeier, quien agregó en este desafío es necesario involucrar a toda la comunidad y tener desde Concepción, como capital regional “disminuir la brecha importante entre la tecnología y la segregación de sectores rurales y aquellas zonas donde aún no hay corriente eléctrica”.

RESPUESTA DE LA AUTORIDAD

Tras las exposiciones, el intendente de la Región del Biobío, Jorge Ulloa, valoró las propuestas y solicitudes formuladas por los gremios e invitó al mundo empresarial a creer en que esta zona tiene las condiciones para convertirse en el polo económico del país. “Somo una región multirol y eso debemos convertirlo en una opción de desarrollo… generando espacios productivos y facilitando la llegada de inversiones”.

Ulloa destacó además la necesidad de que este crecimiento económico esté estrechamente ligado al desarrollo humano y social de la población para que este capital humano de respuesta a los vínculos internacionales que tiene la Región del Biobío con países como China, Vietnam o Marruecos, con los que ya se han estrechado lazos comerciales.